Saltar al contenido

Un paseo en la última noche

Quiero desearos un buen año 2018, lleno de salud y felicidad. Ya sabéis que en Grecia es costumbre romper una granada con el cambio de año, como talismán de la buena suerte. Así que buscando cosas de granados y granadas me topé con este hermoso poema de Kahlil Gibran, escritor, filósofo y pintor libanés, que vivió en Estados Unidos y sirvió de inspiración a cantantes como Elvis Presley, David Bowie o John Lennon; su famosa canción “Julia”; convirtiéndose en uno de los poetas de la contracultura Hippie de los 60. En “El granado”, Gibran dice así:

 “Una vez, mientras vivía yo en el corazón de una granada, oí que una semilla decía:
-Algún día me convertiré en un árbol, y cantará el viento en mis ramas, y el sol danzará en mis hojas, y seré fuerte y hermoso en todas las estaciones.
Luego, otra semilla habló, y dijo: -Cuando yo era joven, como tú ahora, yo también pensaba así; pero ahora que puedo ponderar mejor todas las cosas, veo que mis esperanzas eran vanas.
Y una tercera semilla se expresó así: -No veo en nosotras nada que prometa tan brillante futuro.
Y una cuarta semilla dijo: – ¡Pero que ridícula sería nuestra vida, sin la promesa de un futuro mejor!
La quinta semilla opinó: -¿Para qué disputar acerca de lo que seremos, si ni siquiera sabemos lo que somos?
Pero la sexta semilla replicó: -Seamos lo que seamos, lo seremos siempre.
Y la séptima semilla comentó: -Tengo una idea muy clara acerca de cómo serán las cosas en lo futuro, pero no la puedo expresar con palabras.
Y luego habló una octava semilla, y una novena, y luego una décima, y luego muchas, hasta que todas hablaban a un tiempo y no pude distinguir nada de lo que decían todas esas voces.
Así pues, aquel mismo día me mudé al corazón de un membrillo, donde las semillas son escasas y casi mudas.”
Kahlil Gibran

Yo quiero ser más optimista que el poeta y pensar que es posible que lleguemos a un acuerdo y vivamos en dialogante paz. Para ello, no hay nada mejor que alejarse un poco de los problemas y dar una caminata despejando nuestra mente. La distancia es analgésica. Hagamos caso de Manos Hatzidakis y salgamos a dar un delicioso paseo nocturno ¿Sabéis de qué película es esta canción?

 

 

Bravo por los acertantes: de la inolvidable y optimista “Nunca en domingo” protagonizada por la inolvidable y optimista Melina Mercury. Con ella espero que lleguen las mejores cosas a vuestras vidas. O que sepáis disfrutar de las regulares, para el caso es lo mismo.

 

18 comentarios en «Un paseo en la última noche»

    1. Pues Urte berri on, καλλή χρονιά y todo lo que haga falta. Con la salud me conformo, todo lo demás es superfluo.
      Un abrazo muy fuerte, no puedo poner tu nombre porque sales como anónimo y no sé si acierto.

  1. Hola Ana, en esta lluviosa y oscura mañana del 31 te deseo a ti y a los tuyos lo mejor, también pienso que sobre todo salud.
    Y en el nuevo año sigue transportando esa luz del Egeo hasta esos rincones a veces tan carentes de esa luz, tanto externa como interna.
    Lo dicho,
    Feliz ano novo!

    1. Gracias, te deseo lo mismo y más. No te quejes de la lluvia porque en Grecia llevan un invierno tremendo de inundaciones y nosotros aquí parecemos mojamas, esperando unas gotitas . No seamos impacientes que ya va llegando la luz.

      Feliz año nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.